El año 2018 finaliza y, tras todos estos meses, se puede decir que el segmento de coches eléctricos, definitivamente, ha llegado para quedarse. A lo largo de todo este tipo hemos asistido a un proceso de transición que comenzó con la reducción de las matriculaciones de automóviles diésel. Este fenómeno ha provocado que muchos fabricantes hayan renunciado al desarrollo de estos motores.

Las mecánicas híbridas e híbridas enchufables, por otro lado, han conseguido crecer en el mercado. Aun así, la verdadera diferenciación que ha tenido lugar en la industria nos ha llegado de la mano de Tesla. A pesar de que el Model 3 fue presentado a mediados de 2017, este ha sido el año de la consagración de la berlina de acceso. ¿Qué sensaciones se pueden destacar en torno a este modelo?

El Tesla Model 3 incrementará su producción en 2019 para abastecer a más demanda

El primer trimestre fue, sin duda, el momento más crítico de la cadena de producción del Model 3. El fabricante no consiguió llegar a un objetivo que, en un principio, se había fijado para 3 meses antes. Sobre el parqué bursátil, el inversor castigaba una y otra vez el precio de la acción. El segundo trimestre, sin embargo, todo cambió.

Esta dinámica se ha alargado hasta este momento. De hecho, las previsiones que están realizando los analistas muestran que en 2019 se continuarán formalizando nuevas adquisiciones y se incrementará la producción. ¿Qué podemos esperar de uno de los automóviles que está llamado a ser el Ford Model T de primera década del siglo XX?

Veamos qué se espera en Freemont, cómo afrontará Tesla la nueva oleada de pedidos que está por llegar y por qué está produciéndose un cambio de tendencia en referencia a la visibilidad de los coches eléctricos. Sus cualidades parece que, por fin, están siendo percibidas por el grueso de los consumidores.

Era de esperar que el coche eléctrico lograse estos números

Es importante destacar que la situación que está viviendo Tesla tiene todavía más mérito teniendo en cuenta que todas las unidades que están saliendo de Freemont disponen de un precio inicial, sin opciones, de más de 40.000 dólares. ¿Qué otra compañía de la automoción podría contar con tales cifras? El mercado, está claro, quiere opciones alternativas.

El Tesla Model 3 podría mantener su crecimiento en 2019, según los analistas. Car & Driver

Varios son los factores que hacen anticipar que Tesla verá incrementada su cuota de mercado en 2019. El primero de ellos está relacionado con la puesta en el mercado de la versión estándar, la cual partirá de los 35.000 dólares. Pese a que no se ha confirmado su producción, todo parece indicar que su introducción en la cadena de montaje llegaría a mediados de año.

Tesla acostumbra a comercializar primeros las versiones con un mayor precio

Para entonces, el fabricante estará fabricando unidades para el mercado norteamericano, asiático y europeo. A este último, hay que recordar, llegará en febrero el primer cargamento de unidades venidas directamente desde Freemont. Todas ellas se corresponderán con alternativas Dual Motor Longe Range y Performance, es decir, las más destacadas de la gama.

De igual manera, según se puede leer en el medio de comunicación CNBC, se debe realizar especial mención al tipo de carrocería de este vehículo. Pese a no ser un SUV, predilección en el segmento eléctrico, no para de incrementar el número de pedidos, ¡y eso que no está disponible su configuración en algunos mercados todavía!

La próxima batalla seguirá lidiándose en la cadena de producción

Marzo de 2016, aquel mes fue el germen de lo que hoy es Tesla. Por aquel entonces, el Model S ya era una berlina eléctrica de gran reconocimiento y el Model X un crossover con unas puertas de halcón como principal innovación. Por lo demás, seguía tratándose de un fabricante premium que no soportaría los envites de la automoción tradicional cuando apostase por lo eléctrico.

El Tesla Model 3 se ha convertido en la berlina más vendida del mercado eléctrico. Autoblog

En la actualidad, ninguna compañía del sector es capaz de subestimar el modelo de negocio del fabricante de Palo Alto. La empresa que fundó Elon Musk se ha convertido, con el paso de los meses, en una firma con un cierto aire generalista. Es cierto que no todos los consumidores pueden adquirir un automóvil de tal precio, pero será cuestión de tiempo para atreverse con nuevos mercados.

El Model Y llegará con el objetivo de rivalizar internamente con el Model 3

El próximo modelo de producción, el Model Y, será un SUV que compartirá plataforma con el Model 3. Se espera que 2020 sea el año en el que comience su producción, pero esto todavía es una suposición. La siguiente alternativa, la cual llegaría antes de la mitad de la próxima década, sí podría ser una opción enmarcada en un mercado muy competitivo.

¿Estamos ante el verdadero despertar de un gigante de la automoción? Es pronto para determinar que su liderazgo será intratable en los próximos años. No obstante, su corta historia nos ha mostrado cómo no le ha temblado el pulso a la hora de introducir innovaciones de última tecnología. ¿Alguien duda a día de hoy del modelo de Tesla?