Veamos, por un momento, que ha traído el coche eléctrico a la movilidad en los últimos años. Dejemos a un lado las mecánicas para centrarnos en el resto de innovaciones que nos han entusiasmado en los últimos años.

Haciendo un rápido repaso mental, nos viene a la cabeza el empleo de materiales biodegradables en el BMW i3, el característico e-Pedal del Nissan LEAF de segunda generación o el increíble software que integra cada modelo de Tesla. Todas y cada una de las apuestas anteriores serían verdaderamente difíciles de implementar si bajo el habitáculo no hubiese habido un conjunto de baterías.

El coche eléctrico mejorará la experiencia de usuario de los pasajeros

La llegada del coche alternativo traerá consigo la revolución de la forma de entender qué significa un coche. Dejará de ser un mero medio de transporte para desplazamientos del punto A al punto B para aquellos que no sienten atracción por la automoción. La conectividad será fundamental y, definitivamente, el entretenimiento será una realidad con la conducción autónoma.

Ahora bien, si echamos un rápido vistazo al panorama alternativo actual, estaríamos de acuerdo en afirmar que el Model S y Model X son los mejores aspectos para explicar el interior de los coches del futuro, ¿verdad? Un nuevo competidor, bajo la denominación BYTON, podría trastocar los planes de la firma de Palo Alto.

Esta compañía está dispuesta a tejer su línea de diferenciación en el mercado a partir del interior. Según se ha podido saber gracias a Electrek, este próximo competidor dispondrá de un salpicadero sobre el que reinará una pantalla ‘kilométrica’. Si pensábamos que la agregación de múltiples pantallas era una moda, ¿cómo podemos denominar a lo que te mostramos a continuación?

El coche eléctrico traerá consigo un cambio en el interior

El coche eléctrico ya forma parte de nuestras vidas. El incremento de la demanda varía según qué lugares, pero será una tecnología que predomine en el mercado en el medio plazo. Pese a que no parezca tener relación, el interior de los vehículos también se verá reforzado por esta nueva apuesta.

El interior del futuro primer modelo de BYTON atestigua la importancia que el fabricante dará a la conectividad. Electrek

El mejor ejemplo de ello es Tesla y su última novedad. La última actualización del software, tal y como te comentamos en Urban Tecno, tiene como principal protagonista a las baterías que incorporan los Model S y Model X. Esta innovación no ha requerido adecuación ni paso de cada unidad por el taller; todo se ha realizado de forma remota con una mejora de la app móvil y del SO del coche vía OTA.

El interior de los coches nos permitirá interactuar con nuevas aplicaciones

¿Cómo pretende mejorar este tipo de aspectos BYTON? El futuro fabricante de coches eléctricos ha desvelado algunas claves de cuáles serán sus enseñas cuando eche a rodar la compañía. A tenor por las imágenes mostradas, el interior será su punto de diferenciación. De forma más específica, su increíble pantalla será el punto de inflexión en la industria.

Tal y como se puede observar en la imagen anterior, el interior del BYTON muestra un salpicadero comandado por una pantalla gigantesca, desde la cual se podrá gestionar todo lo relativo al confort, seguridad regulable o información de ruta.

Empezar por China para internacionalizar el producto

China es uno de los mercados donde el coche eléctrico está teniendo más tirón. Es lógico, a fin de cuentas, diversos puntos estratégicos en el país asiático están registrándose los niveles más altos de polución. ¿Solución? La movilidad sostenible contribuirá a la mejora de la calidad del aire.

En BYTON son conscientes de que la conducción autónoma es una prioridad, por lo que dispone de varias soluciones a nivel de hardware para hacerlo posible. Electrek

Por ello, se espera que esté disponible en el mercado chino para el próximo 2019, mientras que a otros mercados como el europeo o Estados Unidos no llegaría hasta 2020. Sin embargo, para demostrar lo en serio que van en BYTON, estarán presentes en el CES 2018 de Las Vegas.

Es importante recordar que este nuevo proyecto en materia eléctrica reúne toda una serie de expertos con una prolongada carrera en el mundo de la automoción. Esta compañía pertenece a Future Mobility Corp, quien, a su vez, cuenta con varios ex ingenieros destacados de compañías como Tesla o BMW.