La innovación es uno de los pilares de la tecnología y es que gracias a ella, nuestra vida se convierte en algo mucho más fácil y mejor. Sirva como ejemplo los vuelos sin piloto que llegarán en menos de una década, las motos voladoras de Dubai o el papel resistente al fuego y al agua.

Si te apasiona la innovación, tienes citas anuales que no deberías perderte, al menos a nivel informativo como el CES de Las Vegas o el IFA de Berlín, donde además de conocer las tendencias actuales, podrás echar un vistazo a lo que se llevará dentro de unos años, como la televisión – obra de arte de Samsung.

¡Adiós al vergonzoso ruido de sorber los noodles!

Pero otros nos dejan un poco con cara de WTF. Y hoy precisamente os queremos presentar uno de ellos: viene de Asia (de donde siempre suele venir lo mejor y lo peor en cuanto a excentricidad) y si os gusta la comida japonesa, tenéis que valorar seriamente su compra. Especialmente si sois aficionados a los noodles o fideos, o el ramen… ¡Qué rico esa mezcla de sabores aderezada con bien de umami!

¿Quién puede resistirse a sorber ricos noodles? Oddity Central

¿Te estás imaginando un bol repleto de deliciosos fideos? Puedes comerlos tanto con palillos como con tenedor pero habrá algo que siempre será inevitable: el ruido clásico de absorberlos. O no. Porque para evitar ese “noodle harassment” o "vergüenza noodlera", una empresa japonesa ha creado un tenedor inteligente que va a neutralizar ese incómodo ruido.

A ver, que también podrías comerlos más despacio y cuidadosamente, pero mandan los cánones japoneses que unos buenos noodles deben ingerirse haciendo ruido, de forma que la aireación de tu boca permita un desarrollo completo de su sabor. ¡Fuera vergüenza! Sin embargo, a los occidentales ese hábito nos da un poco de corte, de ahí que se haya acuñado la expresión noodle harassment (noo hara en japonés) en referencia a ello.

Así que para solventar este gap cultural, Nissin, una empresa con más de 69 años en la pomada de los noodles y con el dudoso honor de haber creado los fideos instantáneos, nos presentan el Otohiko fork, toda una revolución para deleitarnos con ese delicioso plato sin pasar ni un ápice de vergüenza. Ojalá inventasen algo para evitar que no se te cayeran por la barbilla.

Nissin tiene una ambicioso plan de expansión de su tenedor inteligente y así lo hace saber en su nota de prensa que publica Oddity Central:

Conforme nos acercamos a 2020, el número de visitantes de Japón sigue creciendo y cada vez recibimos más atención de todo el planeta. Sin embargo, las diferencias culturales y valores siguen sorprendiendo, como por ejemplo sorber los fideos, algo que les divierte. Pero queremos limar esta aspereza con el desarrollo del tenedor Otohiko.

¿Cómo funciona el tenedor Otohiko?

El principio de funcionamiento del tenedor Otohiko es bastante sencillo: a través de un análisis extendido de las muestras de sonido, Nissan ha desarrollado un micrófono sensible que recoge el más mínimo sonido de sorber. En cuanto es detectado, una app instalada en tu móvil comienza a emitir un sonido que neutraliza tu succión. Vamos, que un ruido tapa a otro ruido.

Y para que todo sea más WTF, el sonido que se superpone puede ser o un xilófono o un simple “WOOOSH”. De este modo, no oyes la succión pero parece que estás con el hilo musical de un ascensor. ¿Hay alguien que no adore a los japoneses?

Lo creas o no, esta estrategia está desarrollada pensando en los WC, concretamente en los TOTO’s Otohime, unos inodoros cuyo sonidos vienen a superponerse para disimular y cito textualmente "aquellos sonidos ofensivos procedentes del proceso digestivo". Si es que hay que quererlos, quieras o no. Pues lo mismo, pero esta vez con el proceso de ingestión.

El precio del tenedor Otohiko es de 14.800 yenes, algo así como 130 dólares o 110 euros. Pero si eres un amante de la cultura japonesa y un excéntrico, puede que sea el regalo perfecto para tu cumpleaños.

Nissin ya ha lanzado una campaña de crowdfunding a través de su web y comenzará a enviar sus tenedores inteligentes a principios del año que viene, si es que supera las 5.000 reservas. Yo no lo reservaré porque mi problema es otro, pero si quieres, puedes pedir el tuyo a partir del 15 de diciembre.