Hyperkin, una compañía que se dedica al diseño y fabricación de consolas retro y accesorios para las mismas, ha decidido que no tenía suficiente con resucitar a la Game Boy de Nintendo de su letargo, y nos traerá el mando "Duke" de la Xbox original de vuelta.

El "Duke" de los mandos está de nostálgica vuelta

Parece una decisión un tanto extraña teniendo en cuenta que no se trata de un mando precisamente ergonómico y "pequeño", ya que sus desproporcionadas dimensiones no lo hacían demasiado cómodo para largas horas de juego. Lo que no se le puede negar, es que su diseño fue algo único e irrepetible, con un toque muy futurista-extraterrestre, que logró enamorar a los poseedores de la primera Xbox.

El "Duke" es tan refinado que será limitadísimo

Lejos de los diseños más actuales de los nuevos mandos de la Xbox One, o del Xbox Elite, el "Duke" mantiene esa estética retro mastodóntica que lo catapultó a la fama. No es recordado por su comodidad, pero ha pasado a la historia por su estudiado diseño.

Aquí puedes ver el diseño original en X de la Xbox original y los mandos que la hicieron famosa. Reddit

Recordemos que a la salida de la primera Xbox, Microsoft aún estaba en pañales en el terreno de las consolas, por lo que decidieron construir un sistema que no sólo destacara por su potencia, sino también por su diseño. Y lo consiguieron. Si haces memoria verás que no ha habido otra consola tan "propia" y con tanta personalidad desde la Xbox original, con esos toques verdes que recuperó momentáneamente la Xbox One X en su edición limitada "Project Scorpio".

Según CNET, el "Duke" no ha venido para quedarse, pues Hyperkin lo ofrecerá como un ítem para coleccionistas y será una edición limitada, con número de serie identificativo incluido. Esto es, no se va a producir en masa, ni estará disponible de por vida. Sólo podrá comprarse hasta que se agoten las unidades fabricadas y entonces, hasta luego muy buenas.

Un mando clásico y colosal que se reforma para los nuevos tiempos

Hyperkin ha decidido mantener las titánicas medidas del "Duke" original, pero muy inteligentemente, también ha añadido una serie de pequeñas modificaciones para permitir que el mando pueda ser usado con las nuevas consolas, y ofrezca una mayor comodidad y ergonomía que la primera versión de Microsoft.

El nuevo "Duke" sufrirá las siguientes modificaciones, que lo harán más moderno y utilizable en este 2018:

  • Incluirá un cable USB de serie de casi tres metros de largo que se puede remover, aunque no incluirá ninguna opción wireless. Si queremos usarlo, habremos de conformarnos con enchufarlo a la Xbox One o a un PC con Windows 10.

  • Tendrá botones traseros para asegurar una mayor compatibilidad con los títulos de Xbox One y Xbox 360, además de los típicos gatillos que ya se podían ver en el original.

  • Como es un mando retro pensado para la nueva generación de consolas, su esquema de control no será como el de antaño, aunque Microsoft ya ha anunciado que posibilitará un funcionamiento al 100% con Xbox mediante un programa de retrocompatibilidad.

  • Hyperkin no ha usado partes de los "Duke" originales para la creación de los nuevos, por lo que su fabricación se ha hecho desde cero.

  • Incluirá una pantalla OLED en el centro del mando, aunque aún se desconoce si servirá para algo más que para visualizar la animación de arranque de la Xbox clásica.

(Subtítulos disponibles en español)

¿Nada mal para tratarse de una "vieja gloria" de los videojuegos, verdad? Nos gusta que la compañía haya sido capaz de respetar el diseño tan futurista del mando original, pero que haya sabido ver la necesidad de adaptarlo a los nuevos tiempos que corren, modificando ligeramente su peso y holgura, así como su cable USB y los botones traseros, para dotarlo de una mayor utilidad y ergonomía. Después de todo no sólo queremos un "Duke" para rememorar el pasado, también queremos usarlo para avanzar cara al futuro.

Llegará muy pronto y a buen precio

La llegada de la nueva versión de "The Duke" no se hará esperar. Hyperkin supone que saldrá a la venta alrededor del mes de marzo a un precio de 70 dólares (suponemos que eso serán 70 euros en Europa), por lo que no será tan caro como los mandos más "profesionales" de Microsoft u otras marcas, pero tampoco rozará los 50 euros que cuestan los típicos mandos para Xbox One.

Suponemos que este precio se debe a la inclusión de esa pantalla OLED, a que ha tenido que fabricarse desde cero (por lo que el coste de producción aumenta), y a que será un producto pensado para coleccionar y no para producir en masa, por lo que si se desea sacar un cierto rendimiento, su precio ha de ser algo superior. Ahora quedará por ver si el "Duke" de los mandos logra convencer a los amantes de lo retro y vende como rosquillas. ¿Tú te comprarías uno?